Hay que tener en cuenta el número de bolsillos y la facilidad de acceso: el bolsillo principal se divide a veces en dos compartimentos con una pared desmontable. En este caso, una cremallera en el fondo de la mochila da acceso al compartimento inferior . Algunas bolsas tienen, además de la abertura en la parte superior, un acceso con cremallera en la parte delantera de la bolsa, muy práctico para acceder a sus pertenencias durante el día. Bolsillos laterales (prácticos para las botellas de agua) o frontales (para el mapa o los bocadillos) con bolsillos con cremallera o de red; bolsillos en la solapa: pueden estar dentro de la solapa (para guardar sus papeles por ejemplo) o fuera para un fácil acceso durante el día. Algunas se abren por delante con una cremallera con solapa para ser accesibles sin tener que bajar la mochila; bolsillos en el cinturón; la descripción de nuestras mochilas le da una buena apreciación de estas facilidades.